Bienvenidos amigos

Bienvenidos amigos

Seguidores

sábado, 27 de marzo de 2010

Aquel Día


                                                               
        Aquel día triste angustiada me dormí,
        en mis sueños a mi Dios explicación
        le pedí, como es que a mí me amenaza
        a oscuras vivir, después de tanta agonía
        el no vendría por mí.

                                 
       Desperté por la mañana y la luz encendí
       había un letrero que decía, ellas esperan
       por ti, dos rosas rojas nacieron, envueltas
       en un suave velo, a polladas en dos helechos
       estremecieron mi pecho.


       Entre ellas una tarje tita, con dulces palabras
       blancas, alimentaron mi alma justo cuando
       agonizaba, ahí están cada día erguidas en su
       hermosura, cambiando así mis penas, y mi
       tristeza en ternura...
       

4 comentarios:

La Gata Coqueta dijo...

Hola amiga!! Que bueno que ya estás devuelta, y por lo cual me alegro mucho que todo vuelva a su cauce normal.

Ya que siempre hay días opacos pero al siguiente día ya luce el sol...

En el poema de hoy bendices a esas dos rosas que caminan erguidas y te dan la luz necesaria para que la vida tenga diferentes colores...

Y cuando te hagas daño con una de las espinas, cierra los ojos y continua...que la vida es hermosa...

Un beso y un abrazo en un día que resplandece el sol aquí en Madrid.

María del Carmen

Militos dijo...

Bien volviste Gladys, tiene música tu poema y el aroma de las rosas, atravesó la pantalla y a mi llegó.

Espero que todo esté solucionado. Sé feliz, amiga, la vida está llena de rosas.
Un beso grande, grande

El ave peregrina dijo...

Bello poema donde las rosas alegran el corazón angustiado entregando su dulzura.

Un abrazo desde mi Galicia.

patricia dijo...

hola Gladys, he pasado por este precioso espacio, veo que has tenido que reposar por unos días pero ya estás bien, me alegro por tí!
te dejo un cálido saludo!